Viernes 23 de Febrero de 2024

Hoy es Viernes 23 de Febrero de 2024 y son las 01:26 -

MUNDO

2 de diciembre de 2023

Un chico de 15 años asesinó a sus padres a tiros y después incendió la casa para ocultar las pruebas

Un adolescente de 15 años, Valentin Nurdin, fue detenido este sábado en la ciudad de Montpellier, en el sur de Francia, tras el hallazgo de los cuerpos calcinados de sus padres en la casa familiar, en el pueblo de Châteauvilain, el lunes a la madrugada. El caso provocó una fuerte conmoción en Francia.

El viernes, la fiscalía de Grenoble, en el este de Francia, anunció la apertura de una investigación por “asesinatos” “destrucción por fuego”.


Dos cuerpos calcinados con heridas de bala

Durante la noche del domingo al lunes, un incendio arrasó un granero y una casa contigua en el pueblo de Châteauvilain, entre Lyon y Grenoble. En ese lugar vivían un hombre de 58 años con su esposa de 52 y su hijo de 15.

Entre los escombros de a vivienda se encontraron dos cuerpos “casi completamente carbonizados”, anunció el miércoles la fiscal Nathalie Hermitte, en un comunicado de prensa. Los análisis no permitieron identificarlos formalmente, pero la autopsia estableció que estos dos cuerpos eran “probablemente los de un hombre y una mujer, cada uno presentando heridas de bala en el cráneo y, por un lado, en el tórax”.

Los bomberos encontraron dos cuerpos carbonizados en la casa.

Los cadáveres son “presuntamente los de los padres”, indicó el fiscal de Grenoble, Eric Vaillant, en un comunicado. Los bomberos y gendarmes que llegaron al lugar también encontraron en la puerta de la casa y en medio de un charco de sangre, el cadáver del perro border collie de la familia, abatido a tiros en la cabeza.

Pronto surgieron dudas sobre el paradero del hijo de la pareja, Valentin, de 15 años, que no había sido visto desde el incendio.

Las autoridades encontraron el auto del padre abandonado tras un choque a unos 40 km de distancia. El sábado, la fiscalía de Grenoble anunció finalmente la detención del chico en Montpellier, a unos 300 km de su casa.

Cómo hay un menor involucrado, las autoridades dictaminaron por ahora el secreto de sumario, advirtió el fiscal Eric Vaillant. Según medios locales, Valentin padece la enfermedad de Lyme por lo que hacía homeschooling.

El matrimonio tenía otros tres hijos: un varón de 17 años, que había salido de casa la víspera “para ir a su lugar de estudio”, así como a “dos medias hermanas adultas que ya no viven en la región”. Todos están “a salvo hoy”, según la fiscalía.

Según el alcalde de Châteauvilain, Daniel Gaude, la familia vivía en este pueblo de unos 800 habitantes desde hace unos quince años. Habían renovado una antigua granja y estaban “muy bien integrados” a la comunidad.

El padre había sido concejal municipal. “Para mí es incomprensible (...) Los conocía bien, sólo puedo decir cosas buenas de ellos”, reaccionó el concejal ante uan consulta de la agencia de noticias AFP.


COMPARTIR:

Comentarios